GoDebtor

Estrategias Eficaces para la Gestión y Recuperación de Deudas en la Era Digital

El compromiso de saneamiento de deuda ha de ser claro y preciso

Autor: Godebtor (fuentes)

La mejor forma de cerrar un expediente de recobro es liquidando una deuda con pago amistoso. La escritura que más valor tiene es la que justifique la liquidación de la deuda. En el caso de que la contraparte deudora reconozca la deuda en situación de impago entramos en un proceso de negociación para subsanar el impago.
 
En ese proceso conviene actuar con diligencia y autoridad para llegar a acuerdos. Ambas personas deben poseer autoridad suficiente para tratar el acuerdo para liquidar la deuda. Un acuerdo con parte deudo que no ha cumplido con el pago previsto inicialmente no debe ser un impedimento para que, una vez entendida la situación que ha generado la situación irregular, se pueda nuevamente llegar a un acuerdo de liquidación. Ese acuerdo debe ser cumplido, de ahí que una vez alcanzado un acuerdo de liquidación de deuda, éste no se pueda cambiar a la ligera. En caso de ver que se va a incumplir el acuerdo es infinitamente mejor relanzar la propuesta de un nuevo acuerdo antes del vencimiento de un pago del acuerdo precedente. Cuando un acuerdo para subsanar un deuda impagada nuevamente genera un incumplimiento de pago, la credibilidad del deudor queda afectada. Esta actividad de acciones hacia el acuerdo que genera el proceso de recuperación de deuda es conveniente que quede por escrito y sea transparente para ambas partes. Un acuerdo por escrito aumenta la vinculación entre las partes. Lo pactada y formalizado por escrito permite evitar malos entendidos, plasmando correctamente el contenido del pacto. Al pactar un nuevo plan de liquidación se refleja una fecha de apertura del pacto, a partir de la cual los compromisos adquiridos son vitales por parte del deudor para demostrar diligencia en la decisión de liquidar una situación de impago no deseada.
 
Un acuerdo de liquidación de impagos realizado a través de Godebtor aporta 3 considerables ventajas.
 
  • Sin coste. Informar al cliente de la existencia de un impago. Posibilidades de iniciar procesos de recuperación de deuda sin costes. En primer lugar facilita un canal de comunicación sin coste de los acuerdos alcanzados para saber la intencionalidad de pago. Un acreedor puede lanzar la apertura de un expediente sin coste adicional. El acreedor deja constancia al deudor que ha iniciado un proceso de recuperación de deuda para recuperar a corto plazo la deuda.
  • Libre de formas y tiempos. Motivar a que las partes se comuniquen. Canal de comunicación libre en cuanto formas y tiempos. El deudor tiene un medio para poder comunicarse en el momento que considere oportuno. Deja constancia de la situación que ha generado el impago y se reflejan por escrito los acuerdos pactados con el deudor. Un medio dónde puede expresarse libremente sin depender de una llamada de un externo o del propio acreedor realizada en un momento inoportuno.
  • Transparente. En todo momento ambas partes podrán ver la actividad generada por el expediente. Podrán realizar y programar acciones por escrito. Podrán exportar a formato pdf toda la actividad. En definitiva, ambas partes tendrán la autonomía y control del expediente para encaminarlo hacia donde consideren oportuno, siempre orientados a alcanzar un acuerdo, y en caso contrario, a iniciar procedimientos judiciales o a cerrar el expediente.
Afrontar situaciones de impago puede ser una tarea complicada y desafiante. Sin embargo, cuando se tienen las herramientas y estrategias adecuadas, se puede manejar la situación de manera más eficiente y efectiva. El proceso de recobro de deudas, aunque incómodo para ambas partes, es necesario para garantizar la solidez financiera de una empresa. Aquí, se proporcionan algunas recomendaciones adicionales para gestionar y recuperar deudas de manera efectiva:

Gestión proactiva: Al igual que en los inicios de una negociación requerimos cierta búsqueda de información que nos permita conocer un poco más a la contraparte, cuando tenemos una situación de alerta por impago de un deudor o cliente, necesitamos actualizar nuevamente su situación financiera dado que nos afecta o nos afectará. Por ello es recomendable no sólo realizarlo en apertura y una vez tenemos la situación de impago, sino realizar un seguimiento crediticio de la empresa. Especialmente en situaciones de valor considerable en crédito. ¿Cómo evoluciona la empresa? Su nivel de crédito, facturación, sus estados contables, sus previsiones, etc.

Aumentar la comunicación: El diálogo abierto con el deudor es esencial para entender la razón detrás del impago y para trabajar juntos en una solución. La plataforma Godebtor facilita este proceso al proporcionar un canal de comunicación libre y transparente entre las partes.

Documentar todo: Mantener un registro detallado de todas las comunicaciones y acuerdos con el deudor es fundamental. Esto no solo garantiza la transparencia, sino que también puede ser útil en caso de acciones legales en el futuro.

Opciones flexibles de pago: Considera ofrecer opciones de pago más flexibles o planes de pago a plazos si es evidente que el deudor está pasando por dificultades financieras temporales. Esto puede aumentar las posibilidades de recuperar el monto total a largo plazo.

Utilizar herramientas modernas: Las tecnologías actuales, como Godebtor, han facilitado el proceso de recobro de deudas, permitiendo una comunicación más rápida y efectiva, así como un seguimiento en tiempo real de los acuerdos y pagos. Es esencial aprovechar estas herramientas para mejorar la eficiencia del proceso.

Ser persistente pero respetuoso: Mientras que es importante ser persistente en el recobro de deudas, también es fundamental ser respetuoso y profesional. Las situaciones de impago pueden ser estresantes para ambas partes, y acercarse al deudor de manera agresiva puede empeorar la situación.

Pero la ventaja más notable es la monitorización y seguimiento del acuerdo alcanzado del modo más óptimo y eficaz. Se reciben alertas electrónicas y mensajes recordatorios de seguimiento de acuerdos. Pudiendo incorporar agentes de Godebtor que velen por el cumplimiento de los acuerdos alcanzados. Godebtor es el medio más rápido y cómo para reclamar impagados, permitiendo una gestión masiva de toda la cartera de impagos con un dashboard muy intuitivo. Las cartas ordinarias han dejado de  ser un medio moderno de recobro, las notificaciones por plataformas como Godebtor y el envío de SMS o WhatsApp son mejores medios dada su eficacia de comunicación, inmediatez y control de recepción. 

En conclusión, enfrentar impagos requiere una combinación de estrategias proactivas, comunicación abierta, flexibilidad y el uso de herramientas modernas como Godebtor. Al seguir estas recomendaciones, las empresas pueden aumentar sus posibilidades de recuperar deudas pendientes y mantener una relación positiva con sus clientes.

Reset password

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos un enlace para cambiar su contraseña.

Comience con su cuenta

para guardar sus activos favoritos y más

Ingresa con e-mail

Comience con su cuenta

para guardar sus activos favoritos y más

Al hacer clic en el botón «INSCRIBIRSE», acepta los Condiciones de uso y Política de privacidad

Crear una cuenta de titular de activo

Administre sus listados, perfil y más

Al hacer clic en el botón «INSCRIBIRSE», acepta los Condiciones de uso y Política de privacidad

Crear una cuenta de titular de activo

Administre sus listados, perfil y más

Ingresa con e-mail
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad